VÍDEO DE LA MEJOR SEMANA SANTA VIVIENTE DEL MUNDO

ESCENA DE LA CRUCIFIXIÓN "CUEVEÑA"

ESCENA DE LA CRUCIFIXIÓN "CUEVEÑA"

SANTA MUJERES Y AMIGOS DE JESÚS

SANTA MUJERES Y AMIGOS DE JESÚS

RECUPERACIÓN OFICIOS PERDIDOS

RECUPERACIÓN OFICIOS PERDIDOS

NUESTRA SEMANA SANTA VIVIENTE EN CANAL SUR TV

SELECCIÓN DE FOTOS DE NUESTRA SEMANA SANTA VIVIENTE

ORIGEN DE MIS VISITAS

CALENDARIO "CUEVEÑO"

sábado, 19 de mayo de 2012

PEQUEÑA HISTORIA DE NUESTRA SEMANA SANTA VIVIENTE

DECLARADA 
FIESTA  INTERÉS TURÍSTICO  DE ANDALUCÍA 2006
PATRIMONIO INMATERIAL DE ANDALUCÍA 2010
PREMIO INTERNACIONAL MUNDO TEATRE 2004
PREMIOS PADUL CÓFRADE (Contenido e imagen) 2006
PREMIO GENERALITAT DE CATALUNYA 2001


CAIFÁS ANTE LA CRUZ

AMBIENTACIÓN DE LA CIUDAD SAGRADA

CAMINO DEL GÓLGOTA

AL MERCADO

JUICIO DE PILATO
La complejidad tecnológica del momento actual, convierte a la cultura en una necesidad perentoria del hombre contemporáneo, pues, sólo a través de ella, puede el ser humano dar sentido a su vida, y encontrar su lugar en el mundo.
Por ello, toda cultura particular -ya sea dominante o minoritaria- que se cierre en ella misma, se aísla del proceso de universalización, que es el único que le puede dar un sentido real y actual.
 En estos conceptos sencillos, de apariencia vieja y gastada, es donde anidan los valores de es este autor y de mi blog. De una parte, creo en la necesidad real de la cultura; (un pueblo culto es un pueblo instruido) y de otra, en su proceso inevitable de universalización (la cultura que no se dirige hacia los demás pueblos, se ahoga en su propia autocomplacencia).
Así mismo, creo que la cultura es un derecho, y como tal, debe ser concedida gratuitamente, porque es necesaria, y necesario que se proyecte hacia lo universal de manera gratuita, para que alcance su pleno desarrollo.  Y todo ello, sin ningún poder mediático que la pueda condicionar.
 En definitiva, la cultura sea cual fuere su forma de expresión, debería ser un nexo de unión entre los pueblos -entre sus gentes- y no un elemento de partida para fomentar la discordia entre ellos, como está sucediendo con demasiada frecuencia.
 Sé, por padecimiento propio, de los múltiples problemas que se han de resolver, -muchos de ellos burocráticos- de los incontables obstáculos que se han de salvar -la mayoría de ellos innecesarios- y de los grandes desafíos a los que nos hemos de enfrentar las entidades y colectivos sin ánimo de lucro que pululan por toda la geografía española, para poder hacer realidad, con el esfuerzo y el trabajo del “día a día”, su sueño: el hecho cultural por afición.
 LA SEMANA SANTA VIVIENTE de Cuevas del Campo (Granada), con  el DRAMA DE PASIÓN, MUERTE Y RESURRECCIÓN como plato fuerte de este evento tan importante, pretendió ser, desde su inicio, (1.996)  uno de los eventos culturales-religiosos-populares- más importantes de toda España en participación de actores (650) y de público (más de ciento sesenta mil personas en veintiuna representaciones). Es el bagaje al que no podemos, ni queremos renunciar y que confirma la actitud de este pueblo ante la cultura.
Nunca hemos pretendido otra cosa que dar dignidad y reconocimiento a la pluralidad que debe representar el hecho cultural y religioso en Cuevas del Campo.
 LA SEMANA SANTA VIVIENTE de Cuevas del Campo (Granada), en la que llevamos quince años trabajando con mimo, cariño y con el apoyo de todas las entidades y ciudadanos del municipio, forma parte ya de nuestra vida y de nuestra cultura.
ORIGEN, ANTIGÜEDAD

Fue en la Navidad de 1.995 cuando se pone en marcha este apasionante y gran proyecto –aunque la idea de su origen tuvo lugar en la década de los sesenta, siendo yo un adolescente de dieciséis años, después de ver, en Almería, la película “EL EVANGELIO SEGÚN SAN MATEO” del director italiano Pier Paulo Passolini.
Aquellas imágenes me impactaron profundamente, al comprobar que aquella película podría haber sido filmada, sin duda, en Cuevas del Campo, y sin ningún tipo de problemas, debido al parecido de sus escenarios naturales, nuestra gentes y nuestra cultura popular. Aunque nuestro pueblo haya cambiado mucho –como todos los demás, pienso yo- desde aquellas fechas. Allí nace el embrión de nuestra SEMANA SANTA VIVIENTE.
En la Navidad de 1.995, próximo al año nuevo iniciamos, sin prisas pero sin pausa, la gran utopía: el proyecto de nuestra SEMANA SANTA VIVIENTE; surge, así, en 1.996 como una herramienta de apoyo y promoción a las actividades de teatro, junto a las de Semana Santa en nuestra localidad, pretendiendo ser, desde su inicio, un espacio teatral, cultural y religioso de encuentro para todos, sin distinción de edad, sexo, raza o religión y donde todos nos viéramos unidos y reflejados en la universalidad de tan importante evento.
 Eran bastantes los grupos de niños, jóvenes y adultos que con mucho esfuerzo e ilusión trabajábamos en el mundo de la cultura y de la farándula. La gran mayoría supliendo la falta de medios económicos y de infraestructuras con una fuerte dosis de tenacidad, ganas y voluntad, muchas veces poco conocidas por el público que asistía a las representaciones y por las entidades oficiales encargadas de proteger la universalidad de la cultura.
 Con el DRAMA DE PASIÓN, MUERTE Y RESURRECCIÓN quisimos aportar nuestro grano de arena con tal de incidir en el reconocimiento y promoción de nuestro pueblo, de nuestro entorno y de las entidades que los integraban, trabajando unidos todos: Ayuntamiento, Parroquia, entidades, grupos y el Programa de la COFRADÍA DE NUESTRA SEÑORA DE LOS DOLORES.
 Tanto la proyección, significación como el alcance turístico son únicos, no solamente por la calidad teatral que aporta nuestra SEMANA SANTA VIVIENTE, o por “…un vestuario brillante” (diario ABC)  -muy próximo al de aquella época- por nuestros impresionantes decorados naturales, nuestro maravilloso guión musical o su espléndida escenografía, sino también por el impresionante movimiento de masas de casi todas la comunidades de España y de varios paises de Europa, así como por sus contenidos  teatrales y culturales.
 Llama, también, extraordinariamente la atención nuestro entorno geográfico o nuestras espectaculares puestas de sol.  Nuestra SEMANA SANTA VIVIENTE no se perderá nunca porque en cada nueva edición seguiremos recuperando, dentro de sus actividades, aquellas costumbres y oficios de nuestros antepasados, que por desgracia se han perdiendo en el olvido del tiempo. En estas próximas ediciones recuperaremos, -además del trabajo ya realizado: la trilla, la construcción de adobe…- otros oficios como el de las espigadoras, la fragua, el horno de pan y el esparto, siempre en el recorrido del Drama de Pasión (Jueves y Viernes Santo).
 También, promocionamos con  nuestra SEMANA SANTA VIVIENTE  no sólo nuestro pueblo, sino también todo nuestro entorno –el Altiplano de Granada-, económica, social, turística y culturalmente. Ya parece que empieza –desde hace unos años- a moverse todo esto con bastante agilidad. Estamos en un enclave único. Los parques de las Sierra de Cazorla y la de Baza, que las tenemos a menos de media hora; a la misma distancia Baza y Guadix, a un poco más Huéscar, Granada y Sierra Nevada. Dentro de nuestra localidad el pantano del Negratín (6 km.)y el de la Bolera a menos de veinte kilómetros.
 No digamos –al otro lado de la Sierra de Cazorla- tenemos Úbeda, Baeza y Bailén. Y en medio de todo, estamos nosotros y nuestro Drama de Pasión. Creemos que no hace falta explicar nada más para entender todo esto.

CRONOLOGÍA

1.996.- Se Inician los trabajos de la SEMANA SANTA VIVIENTE. Visita  y estudio de las Pasiones de Olesa de Montserrat y Esparraguera en Barcelona. Localización y trazado provisional de los decorados naturales. Se pretende unos escenarios para una pasión itinerante para convertir a Cuevas del Campo en la ciudad de Jerusalén viviente y no en una procesión.
 1.997.- Estudio de la película “El Evangelios según San Mateo” de Passolini y el “Evangelio de San Mateo” información y confección del guión teatral de nuestro Drama .  Visita y estudio de la Pasión de Ulldecona (Tarragona)
 1.998.- Confección del guión técnico y diseño del Mercado judío. Visitamos el Mercado Medieval de Vic (Barcelona). Se inicia el guión musical de la Pasión. A través de la AITA (Asociación Internacional de Teatro Amateur)  y de la CETA (Confederación Estatal de Teatro Amateur) localizamos en Palestina, Turquía y Marruecos los modelos de vestuario más próximos a la época histórica del emperador TIBERIO.
1.999.- Visita a Buitrago del Lozoya (Madrid) con el fin de estudiar -in situ- el vestuario del Belén Viviente y Fuente Obejuna, para comprobar los equipos de trabajo: vestuario, atrezzo y servicios técnicos.
 2.000.- Iniciamos el proyecto del Mercado Judío. Se coordina la puesta en escena con todos los equipos de colaboración. Se inician los trabajos de vestuario, localización de atrezzo y otros enseres necesarios. Se hace el reparto de papeles del Drama de Pasión. Se diseñan la promoción de la publicidad y reclamo del Drama de Pasión. Se planifican y prueban los equipos de sonido en el recorrido.
 2.001.- Comienzan los ensayos y se pone en escena la primera edición de la I SEMANA SANTA VIVIENTE con un éxito inimaginable. Se hacen dos representaciones (Jueves y Viernes Santo) Se prepara una exposición itinerante de la Semana Santa Viviente. Se inicia en Cuevas del Campo, recibiendo más de mil visitantes. Después se lleva a Barcelona al Hotel d`entitats CAN GUARDIOLA y a la Associació de Veïns del Barri del Congrés, donde es visitada por más de cuatro mil personas y recibimos el premio Generalitat de Catalunya de mano de Josep Lluís Cleríes, director General del Departament de Benestar Social.
 2.002.- II SEMANA SANTA VIVIENTE. Se hacen tres puestas en escena del Drama de Pasión (Jueves Santo, Viernes Santo y Sábado Santo). El Mercado romano. Miles de visitantes contemplan esta edición, venidos de sitios inimaginables. El éxito es clamoroso.
 2.003.-  III SEMANA SANTA VIVIENTE: Entrada Triunfal a Jerusalén (Domingo de Ramos) (una representación). Del Drama de Pasión se hacen dos representaciones (Jueves y Viernes Santo) Miles de personas   visitan el Mercado judío (Viernes Santo) Ambientación  de Cuevas del Campo como Jerusalén Viviente. Se inician los oficios perdidos en el recorrido del Drama de Pasión:  las lavanderas y el pastor y su ganado.
 2.004.- IV SEMANA SANTA VIVIENTE, (Premi Internacional Mundo Teatre 2.004)  Entrada Triunfal con una representación (Domingo de Ramos), Drama de Pasión y Ambientación de la ciudad de Jerusalén, dos representaciones (Jueves y Viernes Santo) y Mercado judío con una representación (Viernes Santo), con la recuperación de los oficios olvidados: la trilla y la construcción de adobe.  Se supera el número de visitantes “…vecinos, forasteros y extranjeros, más de siete mil espectadores. Me sentí como el comandante del libro Caballo de Troya, espectador de otro tiempo, que sólo tiene su pobre pluma para dar FE de lo que ocurrió hace más de dos mil años. Enhorabuena Cuevas del Campo y felicidades Antonio. Impresionante (Revista Poleo Menta nº 14 de Granada).
 2.005.- V SEMANA SANTA VIVIENTE: Entrada Triunfal a Jerusalén, con una representación (Domingo de Ramos). Más de siete mil personas visitaron el Mercado judío (Viernes Santo). Ambientación de Cuevas del Campo en la Jerusalén del pasado, con más de veinte oficios recuperados (Domingo de Ramos y Viernes Santo) Las lavanderas, las hilanderas, la trilla, la construcción de adobe, el esparto, el pastor con sus ovejas, las espigadoras, las partidoras de aceitunas y almendras…
 Drama de Pasión, Muerte y Resurrección. (Viernes Santo) “Una película en directo en dónde los sentimientos se apoderan de los espectadores y los actores escenifican con fidelidad las escenas con una calidad teatral que borda la perfección. (La Crónica diario de Granada. 10 de abril 2.005).
2.006.- VI SEMANA SANTA VIVIENTE: (Declarada fiesta Interés Turístico Nacional de Andalucía. Premios Padul Cofrade (al contenido y a la imagen).
 Entrada Triunfal a Jerusalén, con una representación (Domingo de Ramos). Más de siete mil personas visitarán el Mercado judío (Viernes Santo). Ambientación de Cuevas del Campo en la Jerusalén del pasado, con más de veinte oficios recuperados (Domingo de Ramos y Viernes Santo) Las lavanderas, las hilanderas, la trilla, la construcción de adobe, el esparto, el pastor con sus ovejas, las espigadoras, las partidoras de aceitunas y almendras…
 “Y este fervor y este entusiasmo se evidencia en la “Pasión Viviente” de Cuevas del Campo. Los participantes en la representación, se entregan con auténtica pasión (valga la redundancia) a darle vida a los últimos momentos de la vida de Cristo. Todo el pueblo, de una u otra manera, pone su “grano de arena” para lograr que lo que es un simulacro, logre el tono dramático que se requiere en una  representación que el espectador -tenga o no fe- ha de sentirse conmovido y emocionado ya que, al fin y al cabo, no es sino una puesta en escena de un auténtico drama humano.  El miedo jerárquico a la desestabilización social, la evidente ruptura del orden establecido. El sufrimiento de una madre, la crueldad de los verdugos, la condena a muerte de un inocente…
 Las calles de Cuevas del Campo, desde su paseo (Mercado Judío), hasta el montículo que se convierte en un acertadísimo Monte Calvario, están salpicadas de referencias a los antiguos oficios y en cada rincón los vecinos se afanan por mostrar lo mejor de sí mismos. Lavanderas, fabricantes de adobes, de tejas, recolectores de esparto… Son el contrapunto del desfile procesional que se sucede a lo largo del itinerario que mi buen amigo Antonio V. Martínez (alma mater de esta Pasión Viviente) ha seleccionado con auténtico acierto.
 Las caídas de Cristo se producen en unos puntos idóneos ya que, al coincidir con la convergencia de varias calles, se garantiza el visionado de la acción en cada momento clave, resaltado por una música, fuertemente amplificada, que acompaña muy acertadamente el desarrollo dramático.
 María, acompañada de las santas mujeres, llena las calles con su dolor, mientras en la liturgia de la iglesia no hay lugar para ella estos días. Aquí, en esta Pasión Viviente es una coprotagonista. Ella siempre está presente. Sufre el injusto juicio de su hijo; sufre el inmerecido castigo, sufre el largo y penoso camino hacia el Calvario y, por último, sufre la crucifixión y muerte en la cruz.
 ¿Qué pasa en estas calles de Cuevas del Campo mientras tanto? Pues que miles de espectadores, en recogido silencio, son testigos mudos de tanto dolor.
 Al final, el Entierro y posterior Resurrección de Cristo, con la que finaliza esta singular representación, desata unos efusivos aplausos que rubrican el merecido premio que se merece tanto esfuerzo e ilusión.
 Felicitaciones a todos los que hacen posible que un sueño se convierta en realidad y auguro que, mientras que esta “pasión” manifiestamente viva, siga latiendo en los corazones de los pobladores de Cuevas del Campo, habrá “Pasión Viviente”, para rato. Y yo que lo vea”( José Luís Prieto, profesor y director teatral; ex presidente y fundador de la Confederación Española de Teatro Amateur -CETA-).
LA LAVANDERA

 LA CRUCIFIXIÓN

JOSÉ DE ARIMATEA JUNTO A JESÚS

ENTIERRO

LA RESURRECCIÓN

No hay comentarios: